• La empresa Sancorganic está arrancando fresnos centenarios en Valdetorres de Jarama.
  • Los árboles se sitúan en una de las parcelas sobre las que la empresa ha solicitado, a la Consejería de Medio Ambiente de la Comunidad de Madrid, el cambio de uso forestal a agrícola.
  • Los colectivos Asociación para la Recuperación del Bosque Autóctono, Asociación Ecologista del Jarama El Soto, Ecologistas en Acción de la Comunidad de Madrid, Grupo de Acción para el Medio Ambiente, Jarama Vivo y Liberum Natura y la Plataforma Jarama en Pie, están intentando paralizar este arboricidio.

Vecinos de Valdetorres de Jarama, dieron la voz de alerta el pasado viernes. Por la tarde comprobaron con impotencia que una máquina excavadora estaba descuajando (arrancando de raíz) fresnos centenarios en una de las parcelas propiedad de la pistachera Sancorganic S.L. Según han podido saber, la empresa podría contar con autorización de la Consejería de Medio Ambiente para arrancar ocho ejemplares de los veinticinco existentes. El motivo que parece que esgrime la empresa es que están enfermos. Sin embargo, los colectivos ecologistas y vecinales insisten que los árboles ya descuajados, al igual que el resto aparentemente tienen un aspecto saludable.

Los fresnos que se están arrancando, se localizan en la parcela 5200 del polígono 1 de Valdetorres de Jarama. Es una zona próxima al río Jarama que, debido a la existencia  de humedad, permite el desarrollo de árboles de ribera como es el fresno. Es un terreno en el que tradicionalmente se han compaginado las actividades agrícola y ganadera. Ello ha permitido el desarrollo de magníficos ejemplares de gran parte, con aspecto saludable que llegan a alcanzar veinte metros de altura.

Sin embargo el año pasado, Sancorganic inició labores de gran impacto en el entorno de los árboles. Empezaron con el subsolado (arado de hasta un metro de profundidad), sin poner medidas para no afectar a las raíces de los árboles y despedregado (retirada de las piedras del terreno). A continuación, en primavera, se procedió al desmochado o poda de todas las ramas a ras del tronco, eliminando la copa. A pesar de todo, los fresnos estaban rebrotando, debido a las elevadas temperaturas de las últimas semanas, cuando han sido arrancados, como puede comprobarse en las imágenes.

Los colectivos Asociación para la Recuperación del Bosque Autóctono (ARBA), Asociación Ecologista del Jarama El Soto, Ecologistas en Acción de la Comunidad de Madrid, Grupo de Acción para el Medio Ambiente (GRAMA), Jarama Vivo y Liberum Natura y la Plataforma Jarama en Pie, consideran que no existen indicios que acrediten que los fresnos centenarios estén enfermos,  a pesar del maltrato del que han sido objeto. Más bien, parece que sean un estorbo para los fines de la pistachera. Esos terrenos, actualmente, están considerados forestales y la empresa ha solicitado a la Consejería de Medio Ambiente un cambio de uso para arrancar toda la arboleda, traer arenas de las explotaciones mineras del sureste para nivelar el terreno y plantar hileras de árboles de pistacho. La existencia de ejemplares centenarios de gran valor natural podría poner en riesgo sus expectativas. Constituyen un patrimonio natural poco frecuente en la Comunidad de Madrid.

Por todo ello, ARBA, la Asociación Ecologista del Jarama El Soto, Ecologistas en Acción de la Comunidad de Madrid, GRAMA, Jarama Vivo, Liberum Natura y la Plataforma Jarama en Pie, se han dirigido a la Consejería de Medio Ambiente para conocer si realmente hay autorización y en qué condiciones se ha concedido.

La empresa Sancorganic S.L, es propietaria de 149,59 hectáreas de suelo, localizadas entre el río Jarama y la urbanización Silillos, en el municipio de Valdetorres de Jarama. Desde 2022, cuando la empresa valló las parcelas de su propiedad,  ha protagonizado diversas polémicas: el corte de dos caminos que vecinos de la zona reclaman como accesos públicos; la invasión de parte de un monte propiedad de la Comunidad de Madrid y Red Natura 2000, por lo que ha sido sancionada;  la tragedia de varios corzos que quedaron atrapados, este verano, dentro del vallado sin poder acceder al río para beber y, finalmente la aparición de tres corzos muertos, dentro de la finca y en su perímetro externo.

La intención de la empresa es plantar pistacheros (árbol del pistacho) en regadío. Actualmente parte de los terrenos ya han sido roturados y plantados. Pero dentro de la propiedad hay 56 hectáreas de uso forestal, cubiertas por bosques de ribera (sauces, fresnos, chopos), por retamares y pastos. Sobre estos suelos no puede cultivarse, salvo que la Consejería de Medio Ambiente autorice un cambio de uso, pasando de forestal a agrícola. Y eso es lo que ha hecho Sancorganic S.L.

Excavadora descuajando fresnos. Al fondo se ve el porte de los fresnos.

Fresno centenario arrancado, con brotes.

Fresno desmochado.

Arado y despedregado en torno a los fresnos centenarios.